Dieta Perricone

Dieta Perricone

Dieta Perricone

La dieta Perricone es un plan nutricional ideado por Nicholas Perricone, nutricionista de Estados Unidos conocido entre muchas personalidades y celebrities por idear una dieta para sentirse joven y además aparentarlo.

Si bien Nicholas Perricone nunca ha desvelado la lista de personalidades VIP que siguen su dieta, muchos periodistas afirman que Eva Mendes, Julia Roberts, Gwyneth Paltrow, Uma Thurman o incluso Su Majestad Doña Letizia, son solo algunas de las famosas fans de la dieta Perricone.

Funcionamiento de la Dieta Perricone

En España se dice que la Dieta Perricone ya la han probado entre otras Patricia Conde, Nati Abascal, o Eugenia Silva. Las famosas ni confirman ni desmienten pero en el Palacio de La Zarzuela también han oído rumores sobre la dieta «de los tres huevos», pero indican «no prestarle demasiada atención». Sea como sea, la lista de nombres de famosos y personalidades que supuestamente siguen la Dieta Perricone ya ha colocado a esta dieta a la altura de la dieta Dukan.

La Dieta Perricone también conocida como la dieta de los tres huevos

Los seguidores de la Dieta Perricone se caracterizan por habituarse a comer tortillas de 3 huevos. Además de la tortilla, la dieta Perricone tiene como alimento clave el salmón, que se puede comer cocinado al vapor, al horno, al vapor o al papillote. El salmón se come a lo largo de la dieta tanto en el desayuno, como en el almuerzo y la cena. Otros alimentos de la dieta Perricone son la manzana, el melón, las frutas del bosque, las almendras y la pechuga de pollo. Como alimentos prohibidos por la dieta se encuentran el pan, los zumos envasados, el alcohol y el café.

Por otro lado, la Dieta Perricone incluye una completa gama de productos que complementan la dieta y entre los que destacan cremas limpiadoras, cremas de protección solar y cremas hidratantes, cuyos precios oscilan entre los 53 y los 165 euros. Todos estos productos de la linea cosmética y comercializados por Pure Skincare ayudan a rejuvenecer la piel y sentirse más joven.

Menú tipo de la Dieta Perricone

Desayuno. Tortilla con tres claras de huevo y una yema y/o 115-175 gr de salmón a la parrilla, 225 gr de avena en copos, 1 rodaja de melón cantaloupe, 125 gr de frutos del bosque y un vaso de agua.

Almuerzo. 115-175 gr de salmón a la parrilla, atún o sardinas, 450 gr de lechuga aliñada con una cucharada de aceite de oliva virgen extra y zumo de limón, 1 rodaja de melón cantaloupe, 75 gramos de frutos del bosque y un vaso de agua.

Merienda. 60 gramos de pechuga de pollo con poca sal, cuatro avellanas crudas sin sal, media manzana verde y un vaso de agua.

Cena. 115-175 gr de salmón a la parrilla, 450 gr de lechuga aliñada con una cucharada de aceite de oliva virgen extra y zumo de limón, 250 gr de espárragos, brócoli o espinacas al vapor, 1 rodaja de melón cantaloupe, 75 gramos de frutos del bosque y un vaso de agua.

Antes de acostarse. 60 gramos de pavo con poca sal, media pera o manzana verde, 3 ó 4 almendras o aceitunas y un vaso de agua.

Modalidades de la Dieta Perricone

La Dieta Perriconse se presenta en dos modalidades:

1) Un tratamiento exprés de solo tres días.

2) Un plan nutricional de 28 días.

El plan nutricional de 28 días persigue perder kilos, adelgazar, deshincharse y ayudar a las personas a verse más guapas, con los pómulos más marcados, los ojos más definidos y con más luminosidad en la cara. Además, este plan busca también tonificar piernas y brazos y eliminar líquidos. Todo ello sin pasar hambre.

Inconvenientes de la Dieta Perricone

Giuseppe Russolillo, Presidente de la Asociación Española de Dietistas-Nutricionistas, personifica la inagotable batalla contra las dietas milagrosas que califica de fraude y peligrosas para la salud.

Dicha asociación advierte que mantener la Dieta Perricone en el tiempo puede originar diversos problemas de salud y se recomienda otras dietas como la dieta mediterránea. Si lo que se busca es adelgazar y mantener la linea, se recomienda comer verdura, productos integrales, frutos secos, legumbres y aceite de oliva. Por el contrario, no se aconseja incluir en la dieta productos ricos en grasa ni abusar de la carne, los mariscos, el pescado o los embutidos.